El director gerente de FGV explica a los representantes sindicales las acciones emprendidas para mitigar la falta de personal

SAM_0116

El director gerente de Ferrocarrils de la Generalitat Valenciana (FGV), Ángel García de la Bandera, ha mantenido un encuentro con los representantes sindicales de Valencia y Alicante, a quienes ha explicado las acciones emprendidas para mitigar la falta de personal ocasionada por las restricciones impuestas desde el Ministerio de Hacienda para el sector público.

García de la Bandera ha recordado a la representación laboral que, como consecuencia de la imposibilidad de realizar contrataciones de personal, hay algunos servicios de FGV que en las actuales condiciones no podrían completar las necesidades de explotación. Tal situación, ha insistido el Director de FGV, ha sido denunciada varias veces desde la empresa pública, así como por parte de la Presidencia de la Generalitat.

El director de FGV ha informado a los representantes sindicales que, a pesar de la falta de respuesta del Gobierno central, la empresa trabaja conjuntamente con la Conselleria de Hacienda en la búsqueda de soluciones que permitan contratar personal en FGV.

En este sentido, García de la Bandera ha informado sobre el acuerdo adoptado este martes por el Consejo de Administración de FGV, que preside la consellera de Vivienda, Obras Públicas y Vertebración del Territorio, María José Salvador, según el cual para abordar las necesidades de seguridad y mantenimiento que precisa Metrovalencia en el corto plazo, se ha aprobado realizar contratos de apoyo al mantenimiento de trenes, desvíos y línea eléctrica. Estos contratos tendrán una duración máxima de un año y con ellos se pretende asegurar la calidad y seguridad en el mantenimiento del servicio, tal como ha subrayado el director de FGV.

García de la Bandera ha reiterado ante la representación laboral la posición dialogante y de total disponibilidad de la empresa para tomar en consideración las propuestas que, llegado el caso, formulen los sindicatos para mitigar una situación que no afecta exclusivamente a FGV, sino al conjunto del sector público.

Deja un comentario